Estás en la web de Douglas para compras en Canarias
Volver

Correctores

Filtros
Marcas
Reiniciar filtro
Precio
Reiniciar filtro
-
Correctores (44)
1
2
...
3

Concealer: un estupendo perfeccionador del maquillaje

El gran aliado de las imperfecciones faciales es el corrector, maquillaje destinado a cubrir esos pequeños defectos de la piel, como pueden ser ojeras, manchas, poros abiertos, rojeces o lunares. En general, los correctores de maquillaje se escogen en una tonalidad similar al color de la piel natural, con la intención de que el cutis se vea homogéneo. Es empleado con éxito, además, ante la presencia de marcas de nacimiento, vitíligo y cicatrices.

Corrector maquillaje: Texturas de presentación

El corrector es un maquillaje que debe seleccionarse en función del tipo de piel a tratar. Es posible encontrar correctores fluidos, en crema y en barra. Sobre la piel normal, con buena hidratación, es posible utilizar cualquier textura, pero si se ha de tratar una piel seca es mejor utilizar un corrector en crema o fluido. En cutis grasos, por su parte, es mejor emplear un concealer en barra, para evitar que el maquillaje desaparezca con el paso de las horas. Sea cual sea la textura , sus elementos de constitución son similares, aunque sus porcentajes varían. Contienen glicerina, talco, proteínas, aceites minerales y vegetales, además de colorante y fragancia, para hacer su aplicación más agradable.

¿Cuál es el color más adecuado para mi rostro?

Dependiendo del problema a corregir, será necesario emplear distintos colores de corrector. El color beige claro iguala la tonalidad y aporta un toque de luminosidad a la piel, siendo especialmente válidos uniformizar el color de la piel oscura los tonos azulados. Los tonos verdes disimulan, además, distintas rojeces y granitos. Las ojeras azuladas o violáceas deben disimularse con un concealer que tienda al amarillo, y las oscuras, que muestran una mayor concentración de pigmento, necesitan de un corrector dos tonos más claro que la piel natural. Luego, los correctores color lavanda son útiles frente a la presencia de zonas amarillentas, los malva disimulan la fatiga y los rosas aportan luminosidad al rostro.

Una pauta básica de uso del concealer es que se aplica siempre después del fondo de maquillaje, nunca antes. Previamente a su utilización, es adecuado hidratar la zona con un pre-corrector rosa o salmón, aplicándolo con pequeños toquecitos de pincel y fundiéndolo con el dedo anular. Una vez terminada la aplicación del corrector de maquillaje, conviene sellar con polvos sueltos traslúcidos, que darán un plus de tersura a la piel y conservarán el maquillaje impecable.

Perfecciona tu rostro con correctores de maquillaje

Lucir un rostro radiante y una mirada de impacto es fácil y rápido con correctores de maquillaje. Lo importante es elegir el que se adapte mejor a tu piel y a tus necesidades.

¿Qué son los correctores de maquillaje?

Con este cosmético podrás eliminar rápidamente las manchas e imperfecciones de la piel: granos, rojeces, manchas o venitas. A diferencia de las bases o imprimaciones que se aplican en toda la cara, el corrector solo se usa en puntos concretos. Así que son especialmente populares los correctores de maquillaje en forma de lápiz, ya que se pueden aplicar de forma fácil y precisa; aunque también están disponibles en fluido, textura cremosa o en paletas.

Colores del corrector: ¿qué efectos producen los diferentes colores de los correctores de maquillaje?

A diferencia de la base, el color del corrector no tiene por qué ser similar al tono de la piel. Dependerá de lo que quieras cubrir con él. Por ejemplo, ¿quieres ocultar las espinillas o cubrir manchas oscuras? Para una mayor cobertura, los correctores de maquillaje amarillos, verdes o púrpura son ideales, ya que equilibran el color. Si no, también ofrecemos correctores neutros en colores brillantes que se pueden utilizar como un versátil todoterreno.

Un consejo: ¿no te decides por un color? Entonces decántate por una paleta, así dispondrás de muchas tonalidades para cubrir con el color correcto las manchas, ojeras y rojeces de la piel.

Aplica un corrector amarillo para compensar los tonos azules o violetas de las ojeras, venas y manchas oscuras. Aun así, si al aplicarlo el color se vuelve azulado, es mejor utilizar un corrector anaranjado, o incluso uno blanco o rosa, si no tienes ninguno a mano. Después te aplicas la base de maquillaje con normalidad.

Corrector verde para las rojeces y espinillas: los correctores de maquillaje en tonos verdes son ideales para cubrir los colores cuprosos y rosáceos de las rojeces y espinillas. Para evitar que el verde sea demasiado perceptible, asegúrate de aplicar solo una pequeña cantidad de corrector. Se trata solo de equilibrar esos colores no deseados.

Corrector morado para la piel pálida: ¿Te has quedado muy pálida después de un resfriado? Entonces un corrector con pigmentos violetas es la solución. El morado aportará frescura y vitalidad a tu piel.

Corrector brillante para cubrir y resaltar: Los correctores de maquillaje brillantes a menudo contienen partículas que reflejan la luz, por lo que también son adecuados para iluminar. Si usas un corrector "dos en uno", elige siempre un color en un tono más claro que el de tu maquillaje. Utiliza el corrector como iluminador, por ejemplo, en el puente de la nariz o directamente debajo de las cejas.

¿Qué correctores de maquillaje son mejores para pieles secas o sensibles?

El corrector líquido o en crema suele ser muy adecuado para pieles secas, porque ofrece un alto poder de cobertura e hidrata al mismo tiempo. Gracias a su consistencia, cubre sin esfuerzo las pequeñas líneas de sequedad en los ojos o la boca. También puedes usar los bolígrafos correctores de maquillaje para estas áreas más pequeñas. Lo que sí debes evitar son los correctores de maquillaje en polvo. Para pieles sensibles, los correctores cremosos e hidratantes también ofrecen la ventaja de que se pueden aplicar con suavidad.

¿Qué correctores de maquillaje son adecuados para pieles grasas o con impurezas?

¿Necesitas principalmente un corrector para cubrir los granos? Es crucial que elijas un producto que no obstruya los poros. Para pieles grasas y con impurezas, los lápices correctores de maquillaje son generalmente mejores que líquidos o cremosos. Algunos correctores también contienen ingredientes como el ácido salicílico o el zinc que tienen propiedades antiinflamatorias.

Cómo aplicar correctamente los correctores de maquillaje

Los correctores de maquillaje no son nada difíciles de usar. Se debe aplicar después de la crema hidratante de día, pero antes de poner el resto del maquillaje. Aplica una pequeña cantidad de corrector en el área deseada y dale unos toquecitos suaves con los dedos, o aplícalo con un cepillo limpio. Es importante que lo hagas con poca presión y que utilices solo una pequeña cantidad. Por supuesto, también se puede usar solo el corrector, sin utilizar ninguna base de maquillaje, polvo y similares. El uso exclusivo de corrector en lugar de maquillaje es especialmente adecuado si deseas un aspecto natural, pero al mismo tiempo quieres eliminar las impurezas.

Encarga ya en la tienda en línea de Douglas tus correctores de maquillaje de alta calidad

Ya sea corrector en barra, líquido, cremoso o en polvo: descubre una gran selección de correctores de varias marcas en Douglas. Por cierto: Douglas también ofrece correctores con protección solar integrada y diferentes factores de protección solar. Un corrector impermeable que dura mucho tiempo y que no se mancha al bañarse, ideal para el verano.

Encarga ya en la tienda en línea tus correctores de alta calidad - de Douglas Ya sea corrector en barra, líquido, cremoso o en polvo: descubre una gran selección de correctores de maquillaje de varias marcas en Douglas. Por cierto: Douglas también ofrece correctores con protección solar integrada y diferentes factores de protección solar. Un corrector impermeable que dura mucho tiempo y que no se mancha al bañarse, ideal para el verano.

Corrección de color para una tez perfecta

Las ojeras, rojeces y espinillas se eliminan fácilmente con la ayuda de correctores de color. Funciona según el principio de la teoría del color: los colores que se encuentran en una posición opuesta en la rueda cromática son complementarios. Si dos colores complementarios se sitúan juntos, se percibe un claro contraste. Sin embargo, si se colocan dos colores complementarios uno encima del otro, tal y como lo percibimos los humanos, se neutralizan. Este principio tan simple e ingenioso también se utiliza en la industria cosmética.

En la tienda en línea de Douglas, encontrarás el corrector de color que mejor se adapta a ti y a tu rostro. En el tutorial, te explicamos cómo utilizar mejor los correctores para hacer que tu cutis brille. Paso a paso, crea un maquillaje impresionante, ya sea para uso diario o para una ocasión especial.

Corrector de color en barra, base, crema CC y más.

Se trata de productos fácilmente reconocibles por su color. Los más utilizados suelen ser el verde, el amarillo, el púrpura y el naranja; ya sea en colores vibrantes o en tonos pastel.

Un consejo: si tienes la piel clara, dispones de los productos de corrección en colores brillantes y colores pastel, que se ven más sutiles y se adaptan mejor a tu color natural. Si por el contrario, tu piel es más oscura, también son ideales los matices más fuertes.

En Douglas, también disponemos de correctores que neutralizan los colores, por ejemplo, el de camuflaje con alta opacidad. Los productos de camuflaje resultan muy útiles en el caso de imperfecciones más pronunciadas que deben ocultarse, como las rojeces muy marcadas o las manchas oscuras alrededor de los ojos. Se trata de correctores líquidos, similares a una loción suave, que cubren perfectamente toda la piel.

Un consejo: si tiendes a tener la piel grasa, lo mejor es usar un producto líquido, no graso.

Como alternativa o como complemento, en Douglas disponemos de:

Prebase y base

Gel

Base, así como BB y CC Cream

Polvo y contorno en polvo

Para enmascarar grandes rojeces o una tez pálida, las prebases y las bases son estupendos. Estos no se aplican en una zona concreta, sino en un área grande de piel. ¿Qué color de corrección de color es el mejor? Te lo explicamos a continuación.

Todo en uno: paletas de corrección de color

Si necesitas ocultar varias irregularidades de tonalidades diferentes, te vale la pena recurrir a los prácticos sets de corrección de color de Douglas. En estas paletas, también llamadas "kits", encontrarás todos los colores esenciales que necesitas para lucir un rostro radiante. Se incluye principalmente: verde, beige, amarillo, violeta y albaricoque. Si no, también dispones de las paletas con diferentes tonos beige, adecuados para cualquier zona imaginable de la piel.

Corrector de color: en formato barra para cubrirespinillas, ojeras y mucho más

¿Dudas de cuál es el color adecuado? Aquí te lo aclaramos. Para cualquier imperfección no deseada en tu cara, Douglas te ofrece el producto con el color complementario correspondiente.

Corrector de color verde. ¿Para qué es adecuada?

El verde es claramente uno de los colores más populares en la corrección de color. Es maravilloso para cubrir las rojeces, aunque se debe usar con moderación.

¡Acaba con las manchas rojas!

El enrojecimiento de la piel facial se puede deber a varias cosas:

Espinillas y acné

Piel ligeramente manchada con puntos negros

Rosáceas

Eccemas

Da unos toques con el corrector verde para neutralizar las rojeces no deseadas. A continuación, aplica la base que mejor se adapte a tu piel. Verás como el tono verde, junto con las rojeces, desparecerá.

Un consejo: Algunas cremas CC son ideales contra las rojeces. Si tu piel tiene manchas rojas, descubre las cremas light CC o BB.

Corrector de color amarillo. ¿Qué corrector es mejor para las ojeras?

El amarillo neutraliza los colores azules y púrpuras. Así que el corrector de color amarillo no solo es ideal para disimular las ojeras, sino que incluso hace desaparecer las arañas vasculares.

Aplica el corrector con unos toquecitos encima de las manchas oscuras o las venitas. Para una apariencia más fresca, utiliza un corrector que sea más liviano que tu maquillaje o base. Con tan solo unos simples pasos, harás desaparecer las ojeras y aportarás frescura a los ojos cansados.

Corrector de color morado

¿Te sientes débil o estás resfriada y eso se ve reflejado en tu piel? Cuando la piel se ve opaca y sin vida, rápidamente adquiere un ligero tono amarillento. Esto lo podrás contrarrestar fácilmente con sutiles tonos púrpuras o azules. Oculta las manchas pálidas con tu nuevo corrector de color en violeta. ¡Verás la diferencia de inmediato!

Corrector de color naranja o albaricoque. ¿En qué casos lo necesito?

Los tonos anaranjados, los albaricoques y los rosas son ideales para cubrir las manchas oscuras y las espinillas. Cuanto más clara sea tu piel o las marcas, más brillante tiene que ser el corrector de color. Las espinillas se contrarrestan mejor con un corrector de color albaricoque; en cambio, las zonas oscuras se neutralizan con el rosa, discreto y efectivo.

Instrucciones: cómo aplicar correctamente el corrector de color

En esta pequeña guía de instrucciones te explicaremos cómo usar el corrector de color para lucir una tez uniforme. Aunque existen otros productos para corregir el color, como cremas y bases con color, los correctores son un clásico.

Paso uno: limpia e hidrata bien la cara

Paso dos: Aplica el corrector de color con un pincel sobre la zona deseada y acábalo de difuminar con unos toquecitos con los dedos. Recuerda utilizar los diferentes tonos de corrector para las distintas áreas de la cara.

Paso tres: Aplica la base para cubrir la corrección de color. Hazlo con suavidad, ya que existe el riesgo de retirar el corrector de color del área que deseas cubrir.

Paso cuatro: Si es necesario, aplica un corrector ligero o blanco debajo de los ojos. Esto aportará frescura y resaltará tu mirada.

Resumen final sobre el "corrector de color"

La corrección de color se basa en el principio de los colores complementarios. En la rueda cromática, cada color se enfrenta exactamente a un color complementario. Si ves estos colores uno al lado del otro, están en claro contraste, pero si los pones uno encima del otro, se neutralizan. Las rojeces de la piel de la cara se contrarrestan muy eficazmente con los productos de corrección de color verde; las manchas oscuras, con amarillos o albaricoques; y la tez pálida, con púrpuras. Con el corrector de color adecuado, puedes conseguir fácilmente una tez radiante y uniforme.

Para hacer que el producto de corrección de color sea imperceptible, aplica una fundación acorde con tu tono de piel.


Promociones Online
Fragancias femeninas